USTED DEBE ENTENDER ESTO:

USTED DEBE ENTENDER ESTO:

Usted debe entender que una cosa son las religiones y otra es Dios.

Las religiones son algunas mejores y otras peores, aún dentro de las religiones cristianas.

En cada una hay hombres falibles, algunos buenos y otros malos,

(Pero no todos son malos).

Mucha gente confunde a Dios con esto y dice o se cree que ese tema de Dios y la religión no es para él y lo rechaza, pensando en algún Maestro “religioso”, Cura, Monja, Pastor etc. que no le pareció correcto o que probablemente no era una persona de Dios. Entonces cae en el engaño de rechazar a Dios y dejan ese tema de lado y ni se le ocurre pensar en Dios.

Le digo otra vez la religión es una cosa y Dios es otra, los hombres le podrán fallar pero Dios no.

Hay uno solo realmente bueno que es Dios.

Y uno realmente justo que es Dios.

Hay religiones que se quedaron en el medioevo, en el pasado, (es verdad) pero modernizarse no significa permitir pecados que Dios mismo no permite por nuestro bien.

No desperdicie su vida pensando en que un cura le pegó a su hijo o que un pastor dijo algo que a usted le cayó mal.

Sígalo usted a Dios.

Que no vaya a la iglesia todo el tiempo, no significa que usted no pueda estar en buenas relaciones con Dios o ser su amigo.

Aunque yo en su lugar buscaría una iglesia para asistir regularmente (el que busca encuentra), que sea de acuerdo a la voluntad de Dios y que esté dirigida por personas correctas y que prediquen la palabra de Dios y no tradiciones religiosas de religiones que parecen buenas, pero tienen prácticas que no figuran el la Biblia.

No ponga su esperanza en hombres sino en Dios y ayude a la obra de Dios, apoye a un verdadero ministro de Dios y recuerde que en las buenas iglesias (que las hay) usted se puede alimentar espiritualmente, tener amigos verdaderos, sus hijos pueden ser influenciados e instruidos en hacer lo correcto y en cumplir la voluntad de Dios.

De entender esto, puede depender su destino eterno o sus “recompensas eternas” no se quede sin hacer nada para Dios y su Reino. Usted será recompensado eternamente si lo hace y deje que Dios juzgue a sus malos ministros religiosos y premie a los buenos.

No viva “una vida desperdiciada” trabaje para las cosas eternas y hágase tesoros en el cielo.

Recuerde tarde o temprano usted va a morir y no se llevará nada de aquí y deberá presentarse ente el Juicio perfecto de Dios.

Es mi deseo que usted salga aprobado en el Juicio por haber seguido a Cristo, aceptado su salvación y practicado sus enseñanzas, lo mismo que sus hijos, amigos, parientes y conocidos a los cuales usted influencia, ya sea acercándolos a Dios o alejándolos de El por sus resentimientos o rencores (o tal vez rebeldías sin fundamento).

Sea usted una buena influencia para ellos en este mundo y no una persona pasiva, indiferente o “apartada de la verdad” por causa de falsas personas de Dios que no dan fruto porque no eran verdaderos Ministros del Reino de los cielos.

Que Dios le revele estas cosas y le ruego que medite en ellas.

Predicador Gustavo Isbert

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Uncategorized. Guarda el enlace permanente.

Deja un comentario y ayudanos a que se conozca el sitio!

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s