Hagamos como George Muller:

Todos los cristianos cuentan que George Muller sostenía su orfanato sin pedir nada a nadie, sino solo a su Padre Dios en oración y Dios suplía todos los días de manera milagrosa para sus necesidades, yo hacía lo mismo, pero de vez en cuando comentaba algo de mis necesidades para solo recibir un gran silencio de parte de mi oyente o un sermón que me hacía doler la cabeza. Ahora tomé la misma decisión de George Muller pues como yo tengo aspecto de no necesitar nada, solo Dios sabe mi corazón y necesidades y si El no provee o toca los corazones no servirán para nada mis palabras. Tampoco soy de “llorar”, ni se pedir. Así que he decidido que para las múltiples necesidades de la vida y de la obra del Señor, pediré solo a Dios y El tocará los corazones sin necesidad de “manipular a las personas”, (Como muchos hacen) ni “llorar miseria”, ni contar cosas para “tocar los corazones” (o emocionar a las personas) a dar, para sostener a sus siervos y a la obra de Jesús (e incontables cosas) que se necesitan para salvar las almas.

Los triste es que los mismos siervos de Dios a veces no valoran su propio trabajo ni el de sus consiervos y le ofrecen por predicar “Un sándwich y una Coca” pero para ellos quieren todo y presionan a las personas.

También es muy triste la falta de apoyo de los creyentes (en su mayoría) hacia los Pastores que Dios utilizó para salvar su alma y sanarlos etc. etc. Y otros llegan al extremo de luego de ser bendecidos y prosperados por la labor de los pastores y del Señor, ni siquiera le dan a Dios lo que es de Dios y retiran su apoyo o no se les ocurre apoyar económicamente la obra en que el mismo fue salvado, prosperado y sanado.

Y Cuando Dios les retira la bendición por ser tan desagradecidos vienen de nuevo a la iglesia a pedir oración del pastor al cual desampararon y al Dios al cual no honraron. Meditemos en esto. Gracias a Dios hay muchos que dan hasta sus propias vidas por Dios y su obra, dejando veces a sus familias para ir a otros lugares para obedecer a Dios y además son ellos los que más apoyan la obra de Dios. Otros dicen “Que Dios te ayude”, otros dicen “si Dios lo trajo a este país que Dios lo ayude”, y cuando Dios los ayuda entonces dicen “Ah si Dios lo ayuda entonces no necesitan de mi ayuda” (excusa para no colaborar). CADA UNO RECIBIRA SU RECOMPENSA DE PARTE DE DIOS CONFORME A SUS OCULTAS INTENCIONES DE SUS CORAZONES Y DE SUS ACCIONES CONCRETAS PARA APOYAR O NO A LA OBRA DE DIOS Y A SUS PASTORES.

¡MEDITEMOS EN ESTAS COSAS!

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Uncategorized. Guarda el enlace permanente.

Deja un comentario y ayudanos a que se conozca el sitio!

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s