ESTA ES LA SOLUCIÓN PARA TU PAÍS.

ESTA ES LA SOLUCIÓN PARA ARGENTINA, USA, MÉXICO Y PARA TODOS LOS PAÍSES DEL MUNDO. (En principio esto se refería a Israel pero también lo dice Dios para todas las naciones). NUESTRA SOLUCIÓN ESTÁ EN DIOS.
Bendiciones por la obediencia. Deuteronomio 28:1-14
Si realmente escuchas al SEÑOR tu Dios, y cumples fielmente todos estos mandamientos que hoy te ordeno, el SEÑOR tu Dios te pondrá por encima de todas las naciones de la tierra.
Si obedeces al SEÑOR tu Dios, todas estas bendiciones vendrán sobre ti y te acompañarán siempre:
Bendito serás en la ciudad, y bendito en el campo.
Benditos serán el fruto de tu vientre, tus cosechas, las crías de tu ganado, los terneritos de tus manadas y los corderitos de tus rebaños.
Benditas serán tu canasta y tu mesa de amasar.
Bendito serás en el hogar, y bendito en el camino.
El SEÑOR te concederá la victoria sobre tus enemigos. Avanzarán contra ti en perfecta formación, pero huirán en desbandada.
El SEÑOR bendecirá tus graneros, y todo el trabajo de tus manos. El SEÑOR tu Dios te bendecirá en la tierra que te ha dado.
El SEÑOR te establecerá como su pueblo santo, conforme a su juramento, si cumples sus mandamientos y andas en sus caminos.
Todas las naciones de la tierra te respetarán al reconocerte como el pueblo del SEÑOR.
El SEÑOR te concederá abundancia de bienes: multiplicará tus hijos, tu ganado y tus cosechas en la tierra que a tus antepasados juró que te daría.
El SEÑOR abrirá los cielos, su generoso tesoro, para derramar a su debido tiempo la lluvia sobre la tierra, y para bendecir todo el trabajo de tus manos. Tú les prestarás a muchas naciones, pero no tomarás prestado de nadie.
El SEÑOR te pondrá a la cabeza, nunca en la cola. Siempre estarás en la cima, nunca en el fondo, con tal de que prestes atención a los mandamientos del SEÑOR tu Dios que hoy te mando, y los obedezcas con cuidado.
Jamás te apartes de ninguna de las palabras que hoy te ordeno, para seguir y servir a otros dioses.

y si mi pueblo, el pueblo que lleva mi nombre, se humilla, ora, me busca y deja su mala conducta, yo lo escucharé desde el cielo, perdonaré sus pecados y devolveré la prosperidad a su país.
(2 Crónicas 7:14)
DEBEMOS VOLVERNOS A DIOS MASIVAMENTE Y DEBE HABER UN ARREPENTIMIENTO INDIVIDUAL Y NACIONAL. Debemos entregarle nuestra vida a Dios, recibir a Jesucristo en nuestro corazón, leer su palabra, orar y hacer el bien practicando la ayuda mutua. Y NUESTROS PAÍSES CAMBIARÁN COMPLETAMENTE PORQUE ESTEREMOS BAJO LA BENDICIÓN DE DIOS.

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Uncategorized. Guarda el enlace permanente.

Deja un comentario y ayudanos a que se conozca el sitio!

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s